jueves, 22 de noviembre de 2012

Crónica - Julián Maeso - Madrid, noviembre 2012

- CREER EN TUS SUEÑOS
Julián Maeso (izquierda) y Antonio Pax (derecha)
Al enterarme (gracias al demostrado crédito musical de un amigo) de que Julián Maeso, tocaría en la sala El Sol, el sábado 10 de noviembre de este año, me quedé pensativo. Estaba convencido de haber visto a este tipo en concierto ... Investigué, y até cabos. Era el teclista de Speak Low ... qué gran concierto en marzo de este año ...
Pablo Gisbert (izquierda) y Sergi Fecé (derecha)
Pero Julián, nunca se ha conformado con tocar en grupos. Podría haberlo hecho, tenía "mercado fijo" y colaboraciones. Y eran grupos reconocidos, en mayor o menor medida. Incluso, pareció abandonar, pareció que claudicaba. Pero sólo fue un espejismo.
Por fin ha logrado dar a conocer "su" música. Por fin ha grabado "su" disco, "Dreams are gone". Ya lo llevaba dentro, sólo faltaba sacarlo. Y ahora, sin dejar de creer en sí mismo, lo luce con tranquilidad, consciente de "su" calidad.
Julián Maeso
Otro español más, cantando en inglés, exhibiendo sus gustos americanos, más o menos "negros" ... más o menos rockeros. Y aportando experiencias propias, tanto en música, como en letras.
A las once y cuarto, con la sala casi llena, sonaba "We live behind a shadow", dejando claro que, la tímida salida a escena, dejó de ser tal, en el mismo instante en que cada uno hizo posesión de su sitio.
Sergi Fecé (derecha) y Antonio Pax (izquierda)
El gran "pasado musical" de Julián Maeso, al igual que el de su banda, otorga solidez, claridad, precisión y sutilidad a su directo. El excelente sonido, permitió disfrutar del alma e implicación, presentes en cada tema, como por ejemplo "It's been a hard day", "Little by little" o "Who needs what".
Julián Maeso
Cierto aroma a Big Band, a jam session, charla justa (tirando a escasa), pero sobre todo, el sentimiento y el cariño como pilares de un gran concierto. Prueba de ello fue la dedicatoria "a tres mujeres" (Angie, Marcela y... su madre, presente en la sala, al igual que su padre), de un íntimo y melancólico "What a wonderful world".
Pere Mallén
Julián Maeso
Julián no se quedó encerrado entre las teclas de su Hammond. Salió al centro del escenario, para tocar guitarra o bajo, como si fueran éstos sus dominios naturales.
Su tranquilidad se rompía con ráfagas de intensidad, como si de un calambre se tratara. Y al terminar el tema, recuperaba su aparente timidez, para retornar a su "casa" en forma de teclado.
Antonio Pax
David García, "el Indio"
Su música, tan pronto está adornada por toques country o folk, como vestida de rock, blues o (incluso) reggae. Y su afán por rodearse de buenos músicos, se vió completado con tres apreciadas invitaciones: bongós, en "Missing but singing"; claqué (sí, claqué), en "Men & ladies"; y voz, en "A hurricane is coming".
Julián Maeso
Mayka Edjole y Julián Maeso
Entre la primera y la segunda invitación, "finalizó" el concierto con un enorme "Won't we come back for more", y arrancó los bises con un tema nuevo, aún sin nombre.
El público sonreía. El concierto resultó pleno de entrega, por parte de toda la banda, improvisando sin cansar a nadie, cuidando con mimo cada tema, y permitiéndose retazos de "desmadre", celebrados por la audiencia.
Lucas Tadeo
Tras dos horas, el verdadero final, lo puso "Bad taste Capitol", con Julián saltando hacia el público desde su Hammond, como si quisiera decir: "me doy a vosotros desde mi música"; o quizá, simplemente... porque le apetecía hacerlo.
El blues y el rock se enriquecen cuando hay hambre y rabia, cuando existen dolor y desilusión. Pero también se engrandecen con la ilusión y la sonrisa. Todo eso es posible con Julián MaesoEspero ser testigo de los grandes momentos que nos puede brindar. Ya ha empezado. Mejor dicho, aún continúa haciéndolo.
Nos vemos.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Me apunto a Julián Maeso en los rockeros después de leer tu post. Desconocía a Julián Maeso, pero si alguna vez vienen por mi tierra está hecho que iré a verlos. Confío en tu criterio; me animan a conocer algo nuevo. Saludos, ML

Angel ZN dijo...

Gracias por tú confianza.
Haces bien en tomar nota,no te defraudará. Es música de la que se saborea lentamente.
Ya me contarás,si al final puedes ir a uno de sus conciertos.
Keep on rockin'!